Todo sobre el Braco de Weimar

El Weimaraner o braco de Weimar es una raza canina originaria de Alemania especialmente desarrollada como perro de caza y perro cobrador. ¿Quieres saber más sobre su historia y principales rasgos?

En Caño del Obispo te explicamos todo lo que necesitas saber sobre esta raza, el Braco de Weimar.

Historia del Braco de Weimar

La historia del Weimaraner comenzó con el Gran Duque Carlos Augusto, era un noble muy aficionado a la caza mayor y en una de sus cacerías conoció a los antecesores del actual Braco de Weimar. Fue tan fuerte la impresión que el duque decretó que estos perros solamente podían ser criados por la nobleza y usados para la caza. 

Al pasar el tiempo, con la destrucción del hábitat de especies de caza mayor, su trabajo de caza fue orientándose hacia presas pequeñas, tales como roedores y aves. Aunque no fue hasta 1935 cuando el Weimaraner fue aceptado oficialmente por el club alemán.

A día de hoy no quedan vestigios de esta concepción cazadora en la raza. 

Principales características del Braco de Weimar

Este perro se caracteriza por su pelaje grisáceo que lo hace realmente inconfundible, aunque su personalidad es también una de sus características más valoradas de este perro.

La esperanza de vida del braco de Weimar es de 10 a 12 años, ya que suelen ser perros saludables y con un menor riesgo de contraer enfermedades hereditarias.

Por otro lado, se trata de un perro versátil, enérgico, inteligente y muy leal. Tiene un carácter positivo el cual hace que sea una de las razas recomendadas para familias con niños mayores, personas y familias jóvenes que tengan un ritmo de vida activo.

Se explicita que es una raza que necesita de mucha actividad, por lo que requiere paseos diarios largos y jugar con él en un jardín donde pueda correr. ¿Quieres conocerlos de primera mano? Sin problema, en Caño del Obispo encontrarás esta raza. Puedes contactar con nosotros si lo necesitas o para saber más.

Comparte este artículo